Fecha: 2019-02-06 23:18:00


Lavagna se aleja del massismo, no quiere participar en una interna e insiste con la construcción de


El economista que mide en las encuestas manifestó públicamente sus apetencias electorales y la necesidad de crear un espacio que contenga "una base amplia" con lo mejor del PJ, la UCR, y el socialismo. Rechazó participar del espacio de Sergio Massa y puso como plazo la mitad del año para construir "una alternativa que no sea simplemente más de lo m

Roberto Lavagna rompió el silencio por primera vez sobre el futuro electoral y la posibilidad de que se presente como candidato a presidente en las elecciones de este año. Ahora, con mayor claridad, manifestó cuales son sus intenciones respecto a un nuevo armado que supere al kirchnerismo y al macrismo.

"Creo que sobre mediados de año uno debería tener con claridad si hay una posibilidad de una alternativa que no sea simplemente más de lo mismo", expresó en una entrevista a Radio Millenium y analizó que en Argentina hay "un extremo muy marketinero" como Cambiemos y "un sector pseudo-ideológico" en relación al kirchnerismo.

Después de aparecer en el acto de Alternativa Federal con un mensaje grabado, el economista dejó de lado la posibilidad de partcipar en el espacio que encabeza Sergio Massa junto a Miguel Ángel Pichetto y Juan Manuel Urtubey. "Él (por Massa) piensa en una expresión más ligada a lo que puede ser una propuesta de un sector del justicialismo y yo sigo pensando en la necesidad de construir algo más amplio", explicó.

En tal sentido explicó que "sería contraproducente" para su idea el hecho de participar de una posible interna. "¿Qué sentido tiene que alguien participe de la interna de un partido político y después pretenda imponerla al conjunto? No tendría sentido, son cosas incompatibles. Hay quienes piensan que ese es el sistema y yo los respeto mucho, pero en lo personal no tengo ninguna intención de esa naturaleza", comentó desechando la posibilidad de participar en alguna PASO.

"Sé lo que ocurre en las encuestas, con todas las limitaciones que tienen, que muestran a una enorme cantidad de argentinos que no quieren votar entre dos extremos y eso abre un camino. Demuestran un nivel de frustración muy fuerte. Desde el punto de vista, la demanda está. Si los sectores políticos, empresarios, sindicatos e intelectuales somos capaces de efectivamente articular una respuesta a esa demanda, es otro capítulo y ahí las dificultades son mayores", argumentó.

Leé más: Lifschitz y Lammens, la construcción de una pata progresista para acompañar a Lavagna

Quien fuera ministro de Economía de Néstor Kirchner y de Eduardo Duhalde especificó que busca "un gobierno de unidad nacional" lo que no implica "unanimidad" pero sí "una base de sustentación de ideas económicas, de valores. Una base muy amplia que implica a sectores del PJ, de la UCR, de partidos como el Socialista y de otros más pequeños de las provincias; también de sectores del PRO, porque está claro que no todos piensan igual".

"Desde el punto de vista filosófico, siempre he defendido las ideas del Justicialismo. Después, en la práctica, el Justicialismo se ha movido desde la derecha hacia Carlos Menem, hasta la pseudo-izquierda de los últimos años. Yo estoy pensando en algo mucho más amplio, no en términos de candidaturas, sino de generar consenso que van desde los dos partidos más grandes de la Argentina hacia las nuevas expresiones", continuó.

Por último criticó el modelo económico del macrismo al que ató únicamente a los "intereses financieros" y remarcó el peligro de que "en los últimos 9 meses se perdieron 200 mil puestos de trabajo, entonces tenemos que ver cómo se pasa de un sistema de estancamiento a uno de producción".

Fuente: Política Argentina

Te puede interesar leer...


El efecto Bolsonaro le da envión al mercado brasileño

El alargue

Stornelli se defiende: es una “operación política berreta”

Energía solar para las bodegas de los valles Calchaquíes (para atenuar los costos fijos en el invier

Salta es la primera provincia en adecuar a parámetros internacionales la ley para prevenir la tortur