Fecha: 2019-02-24 21:25:28


¿Es éste un gobierno anti industria?


Hay que diferenciar recorte de privilegios de políticas perjudiciales.

Casi la mitad de la industria está parada y la UIA advierte por la "destrucción del aparato" productivo… 

La crisis en la industria argentina ya alcanza ribetes históricos: cae 9%... 

Industria automotriz: más empresas suspenden su producción por la caída en las ventas… 

Efecto crisis: la industria automotriz utiliza apenas un 25% de su capacidad instalada… 


Lo que se lee aquí arriba son algunos de los títulos más recientes sobre la actividad industrial en Argentina. Como puede observarse, la situación no está nada bien. 

La crisis en el sector manufacturero se agravó con la fuerte suba del dólar del año pasado, pero lo cierto es que viene mal hace un rato largo. 

Si se miran los datos de empleo registrado en el país en general, y en el sector de la industria en particular, se comprueba que desde el comienzo de la gestión Macri que el número de trabajadores formales en este sector está cayendo. 


Obviamente, cuando se suman los datos más recientes con la tendencia de estos años, es natural que se acuse de manera directa por este tema al gobierno de Cambiemos. Recientemente, de hecho, el presidente de la Unión Industrial Argentina sostuvo que este modelo económico es “anti-industria”. 

¿Es esto así? La respuesta es no y a continuación intentaré explicar por qué.

Medidas concretasPara determinar si la política económica de un gobierno cualquiera es “anti algo” no basta con ver cuánto cae o se achica ese sector durante la gestión bajo análisis. Se debe detectar qué políticas concretas están frenando, de manera discriminatoria y deliberada, el crecimiento de dicho rubro. 

Por ejemplo: se podía argumentar que la administración de Cristina Fernández de Kirchner era “anti exportaciones agropecuarias”, porque los impuestos por exportar más altos del país eran aplicados a los productos fabricados por el campo. 

¿Existen políticas de este tipo que apunten directamente a quitar rentabilidad a la industria? 

Si nos guiamos por las críticas más comunes que los industriales le hacen al gobierno, la respuesta es negativa. 

En primer lugar, suele criticarse la alta tasa de interés que establece el Banco Central mediante su política monetaria. 

Es cierto que la tasa de interés llegó a niveles elevados, pero no es cierto que esto sea algo que opere de manera directa y deliberada contra un sector particular de la economía. 

En la medida que la tasa de interés eleva el costo del endeudamiento, afecta a todas las actividades económicas que necesitan crédito -incluso al sistema bancario, que hoy debe pagar más tasa para captar depósitos. 

O sea que la política monetaria contractiva no es una política “anti industria”, sino a lo sumo “anti inflación”. Y esto, a largo plazo, es positivo para la economía en su conjunto, incluyendo a la industria. 

Fuente: Contraeconomía

Te puede interesar leer...


Salud Pública recomienda extremar medidas de prevención para evitar enfermedades respiratorias

MONOTRIBUTO: A PARTIR DEL 1 DE ABRIL SERÁ OBLIGATORIO EL USO DE LA FACTURA ELECTRÓNICA

Anuncian medidas para las jornadas del 24 y 25

Ya están abiertas las inscripciones para participar de Master Classes y Concurso de Dirección Orques

La revolución de las telecomunicaciones