Fecha: 2019-02-11 01:04:42


¿Qué es la fuga de capitales y por qué fue récord en 2018?


Revertir la tendencia puede llevar muchos años.

En Argentina hay dos formas muy distintas de ver los problemas económicos que tenemos.

Por un lado, estamos los que creemos que la responsabilidad por las dolencias económicas tiene que ver con el déficit fiscal, el enorme peso del estadosobre el sector privado, los impuestos, el gasto público y un historial de inflaciones y crisis de deuda que no generan las condiciones para la inversión.

Del otro lado, están los que acusan de todo a la “fuga de capitales”. Si solamente los que fugaran capitales, sostiene este grupo, los dejaran en Argentina para poner a invertir y producir, entonces todo andaría mejor.

Lo curioso de este último grupo es que es muy probable que ellos mismos sean “fugadores de capitales” pero no se hayan dado cuenta.

¿De qué hablamos cuando hablamos de fuga de capitales?
En lenguaje técnico, la llamada fuga de capitales es conocida como “Formación Neta de Activos Externos”.

Así, al menos, es como la presenta y divulga el Banco Central. ¿Y qué quiere decir esto? Bueno, como su nombre indica, se forma un activo externo cuando un argentino adquiere un valor cuya jurisdicción no es Argentina.

Por ejemplo: si un ciudadano argentino decidiera abrir una cuenta bancaria en los Estados Unidos, entonces estaría creando un activo externo (la cuenta bancaria) en una jurisdicción que no es argentina.

Lo mismo ocurre cuando un argentino va a una casa de cambio y compra 100 dólares. En ese caso, si se lleva los dólares a su casa –y no los deposita en su banco local- también está formando un activo externo.

Es básicamente de estos dos conceptos está compuesta la idea de la formación de activos externos. Ahora bien, nótese que cuando se habla de este tema, se hace referencia a la diferencia neta entre ingresos y egresos.

Es que así como José Rodríguez (de Entre Ríos) puede abrir una cuenta en Estados Unidos, también Jennifer Goldberg (de Washington) puede decidir abrir una cuenta en un banco argentino. Si la apertura de cuentas fuera por igual valor, entonces la formación de activos externos (o la “fuga de capitales”) sería cero, porque lo que salió por un lado, ingresó por el otro.

Fuente: Contraeconomía

Te puede interesar leer...


El Diputado Nacional, Sergio Leavy, acompañó ante recursos hídricos

No somos. Nos hacemos

“Replicando lo aprendido”, la propuesta de cocina que recorre los barrios

Los mercados ahora miran al Congreso

INFLACIÓN, PATRIA CONTRATISTA Y GEOPOLÍTICA