Fecha: 2020-10-12 01:17:24


Pronostican en EEUU una caída del dólar, más sobrevalorado y vulnerable que nunca


Basándose en los datos más recientes, el economista estadounidense Stephen Roach pronostica una pronta caída del dólar y un futuro ominoso para Estados Unidos.

Roach, miembro de la Universidad Yale y exjefe de Morgan Stanley Asia, repite su pronóstico expuesto en varios artículos anteriores de que el dólar se desplomará y perderá hasta un 35% de su valor a finales de 2021, y argumenta que los nuevos datos así lo confirman. 

La causa del derrumbe de la moneda estadounidense, según el analista, es la "interacción letal entre el colapso del ahorro interno y el enorme déficit de cuenta corriente".

En el segundo trimestre de 2020 el ahorro interno neto volvió a caer en terreno negativo por primera vez desde la crisis financiera mundial, dice el experto en su nueva publicación para Financial Times. 

"No es de extrañar que el déficit de la cuenta corriente siguiera el mismo camino. Al carecer de ahorros y querer crecer, EEUU aprovechó su exorbitante privilegio para pedir prestado el excedente de ahorros del extranjero", señala Roach.

El economista explica que "esto llevó el déficit de la cuenta corriente al -3,5% del Producto Interior Bruto en el segundo trimestre, 1,4 puntos porcentuales por debajo del primer período y también la mayor erosión trimestral registrada".

Para Roach, la explosión provocada por el COVID-19 en el déficit del gobierno "es un accidente que estaba a punto de ocurrir". 

"Al entrar en la pandemia, la tasa de ahorro interno neto era de un promedio de solo un 2,9% del Ingreso Nacional Bruto de 2011 a 2019, menos de la mitad del promedio del 7% de 1960 a 2005. Este delgado colchón dejó a EEUU vulnerable ante cualquier choque, por no hablar del COVID-19".

Las últimas estimaciones de la Oficina Presupuestaria del Congreso sitúan el déficit federal en un 16% del PIB en 2020 y un 8,6%, en 2021. Si el Congreso de Estados Unidos finalmente acepta otra ronda de alivio fiscal, "es probable que el déficit sea mucho mayor para 2021".

"Esto llevará la tasa de ahorro neto de EEUU en un territorio negativo mucho más profundo que durante la crisis mundial. Eso tiene implicaciones ominosas para el futuro de Estados Unidos", advierte Roach.

Mientras tanto, si no se toma prestado el excedente de ahorro del extranjero, el crecimiento se hace imposible, señala el analista. El déficit de la cuenta corriente solo se profundizará como consecuencia de ello, agrega.

"Es entonces cuando el dólar pierde su privilegio especial. Con la posición de Estados Unidos como moneda de reserva dominante en el mundo que se ha ido erosionando lentamente desde el 2000, es probable que los prestamistas extranjeros exijan concesiones en las condiciones para una financiación externa tan masiva". 

Y según el economista, esto normalmente toma dos formas: un nuevo tipo de interés y/o un ajuste de la moneda. 

Roach recuerda que la Reserva Federal ha prometido mantener los tipos de interés oficiales cerca de cero durante varios años más. Eso significa que el canal de la tasa de interés ha sido efectivamente cerrado. Como resultado, una mayor parte del ajuste de la cuenta corriente se verá forzada ahora a través de un dólar más débil, explica.

"El elevado valor del dólar estadounidense lo hace especialmente vulnerable. A pesar de las recientes caídas, un amplio índice del tipo de cambio efectivo real del dólar sigue un 27% por encima de su mínimo de julio de 2011. Esto deja al dólar como la moneda principal más sobrevalorada del mundo, justo cuando Estados Unidos se ve arrastrado por un vórtice de cuentas corrientes de ahorro sin precedentes".

Al mismo tiempo, el economista pronostica un mayor impulso para el euro infravalorado. Además, el yuan, el oro y las criptodivisas "son también alternativas al otrora invencible dólar".

"El índice del dólar cayó un 33% en términos reales tanto en el decenio de 1970 como a mediados del de 1980, y otro 28% de 2002 a 2011. Durante esos tres períodos, la tasa de ahorro interno neto alcanzó un promedio del 4,9% (frente al -1,2% actual) y el déficit en cuenta corriente fue del -2,5% del producto interno bruto (frente al -3,5% actual). Dado que Estados Unidos ha despilfarrado su exorbitante privilegio, el dólar es ahora mucho más vulnerable a una fuerte corrección. Se avecina una caída", concluye Stephen Roach.

Fuente: www.mundo.sputniknews.com