Fecha: 2021-01-17 23:55:12


Damnificados por créditos UVA marcharán el martes


En febrero finaliza el congelamiento de las cuotas que pagan por los préstamos hipotecarios y podrían subir un 51%. Hay unas mil familias salteñas afectadas.

Los días que restan para que termine enero son como un suplicio para las familias que adquirieron créditos hipotecarios UVA (Unidades de Valor Adquisitivo) y devinieron en víctimas de un sistema que consideran usurero. Es que en febrero finaliza el congelamiento del precio de las cuotas que pagan por sus préstamos y el valor subiría un 51%, si es que el Gobierno nacional no interviene.

Para exigir que no se actualicen las cuotas y, fundamentalmente, que se brinde una solución crediticia sustentable, los damnificados salteños de ese plan realizarán una manifestación el martes próximo. Se reunirán a las 10 frente a la Legislatura y desde allí marcharán hacia distintos bancos del centro capitalino.

En Salta son unas mil familias las afectadas por el programa hipotecario lanzado en 2016, que prometía brindar una solución a la crisis habitacional argentina. El problema es que las UVA están atadas a los índices de inflación: las cuotas suben a la par del costo de vida, que en los últimos años creció más que los sueldos. En otro país, con una inflación normal y una dirigencia política responsable, el modelo podría haber funcionado. Acá fue un fracaso.

La mayor porción de perjudicados corresponde a los que fueron beneficiados con el Procrear. Alrededor de 700 familias fueron adjudicadas en los tres desarrollos urbanísticos de ese plan en la capital (en los barrios Grand Bourg, El Huaico y Talavera) y en Tartagal. También hubo quienes sacaron créditos UVA para comprar su primera vivienda, para construir una o para ampliar sus casas.

Botón de muestra

Mara García es una de las organizadoras de la marcha del martes. Contó a El Tribuno que desde septiembre de 2019, cuando empezó el congelamiento del valor de las cuotas, paga $14.600 por mes para cumplir con su crédito Procrear.

Si en febrero liberan los precios, pasará a abonar $22.600 y a partir de allí las cuotas subirán mes a mes, por la inflación.

Pero hay un problema aún más grande. El sistema UVA también se aplica para el capital o valor de la propiedad hipotecada.

"Saqué mi préstamo en febrero de 2019 por un total de $1.400.000 y en la actualidad ese capital llega a $2.600.000 y sigue en aumento", explicó García.

"Es imposible saber cuándo vamos a terminar de pagar la casa y mucho menos por cuánto plata", advirtió la mujer y dijo que conoce casos de familias que ya pusieron en venta sus viviendas porque no pueden sostener las cuotas ni la incertidumbre.

Señaló que volvieron a "foja cero" luego de algunos avances que se habían logrado con la anterior titular del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat de la Nación, María Eugenia Bielsa. En la nueva gestión, a cargo de Jorge Ferraresi, ni siquiera los atienden.

"Ahora nos dicen que es un contrato entre privados y que tenemos que ir a negociar nuestros créditos con los bancos que nos dieron. Nos soltaron las manos", denunció y recordó que los créditos UVA fueron lanzados como una política de gobierno y el mismo presidente Alberto Fernández, antes de asumir, se había comprometido a brindar una solución a los afectados. De hecho, los nuevos créditos Procrear tienen una actualización de sus cuotas bajo el índice salarial, pero no se implementó lo mismo al anterior plan.

Prendarios

Algo similar sufren las personas que compraron vehículos con los créditos prendarios UVA, quienes incluso tuvieron un ajuste mayor en las cuotas de sus préstamos. Por ejemplo, hay damnificados cuyas cuotas variaron de $10.000 a $35.000.

La problemática de ese sector será plasmada también el martes que viene en una marcha nacional que recorrerá Casa Rosada y el Congreso.

Fuente: Diario El Tribuno