Fecha: 2022-06-06 15:49:42


Escasez de gasoil: por ahora, no se suspendió al personal en las estaciones de servicio


Los dueños aseguran que cae la rentabilidad, pero los costos siguen aumentando.

La alarmante situación que afrontan los distintos sectores económicos de la provincia por el desabastecimiento de gasoil a la que los somete el Gobierno nacional empieza a sumar cada vez más afectados.

En este sentido, una de las actividades que está perdiendo rentabilidad desde el primer momento de la escasez, e incluso antes como consecuencia del atraso cambiario, es la que nuclea a las estaciones de servicio. Pese a este contexto, desde las estaciones de servicio señalaron que no suspendieron personal.

Los establecimientos, que desde hace 60 días expenden prácticamente la mitad de las ventas habituales, enfrentan un escenario de grave pérdida de rentabilidad, ya que su funcionamiento sigue demandando los mismos costos que cuando tienen todos los productos para vender.

El titular de la Cámara de Estaciones de Servicio, Expendedores de Combustible y Afines de Salta (Ceseca), confirmó a El Tribuno que en toda la provincia "sigue el desabastecimiento, no hubo cambios y no creo que vaya a cambiar rápidamente".

Pérez indicó que "la situación, fundamentalmente con el diesel, es que se producen faltantes en distintas estaciones de servicio y va rotando", y agregó que "en la ciudad de Salta no hay tanto problema, se nota menos, porque hay otras alternativas de carga y varias estaciones; pero en el interior sí se nota y ahora, con el tema de que empieza la zafra y seguramente se incremente el consumo producto de esas actividades agrícolas, posiblemente haya más problemas".

"Como fuera, lo cierto es que no ha cambiado el panorama. Sigue faltando el diesel", dijo.

El referente del sector explicó a este diario que "la estación sigue funcionando con todos sus costos, como si estuviera vendiendo normalmente, y el personal está afectado. Uno los puede ver en la playa que están parados, porque no hay producto".

Aclaró además que a los trabajadores "no se los está suspendiendo, pero el problema está afectando la rentabilidad. Es un problema más a la crisis económica".

Si bien la situación los complica, Pérez señaló: "Ya estamos acostumbrados porque el atraso del precio, que puede tranquilamente ser una de las razones por la cual no hay gasoil, viene de hace mucho tiempo".

"El precio de los combustibles viene corriendo por detrás del índice de inflación", aseguró.

Reveló que por este atraso "hay una pérdida de rentabilidad que la soporta el estacionero", e insistió en que "esto no es de ahora, se viene perdiendo de hace rato".

"Quizás desde los tres últimos años los precios de los combustibles vienen muy por detrás de la inflación, y nuestros costos evolucionan junto con la inflación", manifestó, y detalló que "dentro de esos costos están la energía eléctrica, los sueldos, los gastos de funcionamiento de la estación y los repuestos de los compresores y de los surtidores, que son importados y cotizan en dólares".

La interferencia del Gobierno nacional en la formación de los precios en el sector energético impacta directamente en la rentabilidad de las estaciones de servicio. Pérez expuso que el mayor problema que enfrentan para la comercialización "es el atraso de los precios, y la razón es que están muy influenciados por una decisión política que depende del Gobierno nacional. Si bien YPF es una empresa privada, tiene participación mayoritaria del Estado y la decisión la toma el Gobierno nacional".

Fuente: Diario El Tribuno