Fecha: 2022-06-10 14:49:24


Entró por el Senado el proyecto del Gobierno para crear una Corte Suprema de 25 miembros


Lo firman Fernández Sagasti y Mayans. El oficialismo confía en darle media sanción allí, pero está complicado en Diputados.

Con la firma del presidente del interbloque del Frente de Todos, José Mayans, y la vice, Anabel Fernández Sagasti, ingresó este jueves al Senado el proyecto impulsado por Cristina Kirchner y canalizado a través de los gobernadores peronistas para ampliar la Corte Suprema a 25 miembros.

Se sumará al debate del plenario de comisiones de Asuntos Constitucionales y Justicia, presididas por los oficialistas Guillermo Snopek y Oscar Parrilli, donde el oficialismo ya había puesto en discusión otros cuatro proyectos hace más de un mes atrás. Podrían volver a reunirse la próxima semana.

El texto, de tan solo cinco artículos, establece que el Máximo Tribunal tendrá ese número, ente jueces y juezas, y que una "ley especial determinará el modo de organización y funcionamiento". También cuenta con el aval del presidente Alberto Fernández. 

A su vez, la iniciativa plantea que las decisiones que tome la Corte se adoptarán por el voto de la mayoría absoluta de los miembros.

Los actuales miembros no perderán su lugar, sino que los nuevos se irán sumando hasta llegar al número dispuesto. La norma aclara que sus lugares se ocuparán "de acuerdo al mecanismo de nombramiento que regula nuestro sistema constitucional". Es decir, a propuesta del Presidente y con el aval de los tercios del Senado.

Para eso, se plantea que el Ejecutivo, a través del jefe de Gabinete, disponga los reajustes presupuestarios necesarios.

El Frente de Todos ya había empezado a debatir en comisiones, en abril, cuatro proyectos para reformar y ampliar la Corte, foco de críticas constantes del kirchnerismo y del Ejecutivo. Con aliados, esperan aprobar el proyecto en la Cámara Alta, que maneja la vicepresidenta Cristina Kirchner, pero la situación es complicada en Diputados.

La oposición lo rechaza. En Juntos por el Cambio aseguran que el tema "no tiene urgencia ni relevancia" y que "se inscribe dentro de la agenda judicial del kirchnerismo, para embestir contra la Corte". Además señalan que el Presidente todavía no pudo ni designar un reemplazante para Elena Highton de Nolasco, que renunció el año pasado, y que se debería empezar por ahí.

"No deja de ser una nueva maniobra distractiva. Pierden en Diputados la votación de Boleta Única y traen este debate al Senado. Es otra muestra más que lo que buscan en colonizar la Justicia y no mejorar la calidad institucional. La lapicera la tendrá Alberto pero la que dicta es Cristina", apuntó el radical Alfredo Cornejo.
​"Es grotesco. Sueñan con convertir el Máximo Tribunal del país en un club manejado por los gobernadores peronistas", agregó el diputado de la UCR, Mario Negri.

El senador rionegrino, Alberto Weretilneck, aliado clave del oficialismo, tampoco está de acuerdo. Aunque es autor de una de las iniciativas en danza, que propone elevar a 16 el número de jueces de la Corte, rechazó la propuesta de los gobernadores. La consideró "inviable".

​​Con la letra chica en manos, cerca del ex mandatario consideraron que el proyecto es "pobre", que no tiene precisiones ni garantiza federalismo. "No aclara ni si esos 25 jueces tienen que ser uno de cada provincia", señalan.

De todas maneras, el FdT tiene 35 senadores y con la riojana Clara Vega y la misionera Magdalena Solari Quintana podría alcanzar la mayoría necesaria para darle luz verde en el Senado.

Argumentos oficialistas

En sus fundamentos, el texto señala que de esta manera se van a evitar "los altísimos niveles de delegación de trabajo jurisdiccional en personas que no son sus jueces", además de "abreviar los extensos plazos que lleva la tramitación de los recursos y demás presentaciones"

En ese sentido, señalan que "resulta importante" que el número de jueces de la Corte"guarde alguna relación con la población, por cuanto a mayor número de habitantes genera una mayor litigiosidad".

Lo cierto es que en la década del 90', el menemismo elevó de cinco a nueve el número de magistrados. Y en 2006, pleno gobierno de Néstor Kirchner, el kirchnerismo impulsó la vuelta a cinco miembros y la propia Cristina Kirchner, que en ese entonces era primera dama y senadora, defendió la iniciativa. Ahora, el gobierno de Alberto Fernández propone 25 miembros.

Fuente: Clarin