Fecha: 2023-10-09 22:57:00


Efecto China: cuánto y cómo puede afectar a la Argentina la desaceleración del gigante asiático


Las señales de desaceleración del Gigante Asiático desafían el precio y el volumen del comercio de cara al 2024. Los riesgos y oportunidades en el escenario local

Tras décadas impulsando el crecimiento de la economía global, siendo uno de los principales actores en comercio e inversionesChinasocio estratégico de la Argentina comienza a detener su marcha y obliga a pensar nuevas estrategias para sector claves de la economía.

"Luego de una década creciendo a un ritmo promedio del 8% anual (2009-19), erigiéndose como el principal animador de una economía global que se encontraba acusando el impacto de la crisis subprime, con una demanda pujante que ayudó a sostener el precio de las commodities en beneficio de países como el nuestro, el Gigante Asiático está deteniendo su marcha", advirtió un informe de Ecolatina.

Por un lado, la crisis del Covid- 19 en el lapso 2020-22, afectó negativamente la tasa de crecimiento (4,5% a/a), sin embargo, la actividad no repuntó como se esperaba en 2023.

En los primeros ocho meses de 2023, las exportaciones acumularon una caída del 6% y las importaciones anotaron otro 8%en la comparación interanual. 

Entre las razones, desde Ecolatina apuntan a la guerra comercial en curso con Estados Unidos -ejemplo de ello es la Inflation Reduction Act (IRA) en USA, que impone requerimientos de componentes nacionales a la industria de vehículos eléctricos-, que ha hecho que la economía asiática comience a perder participación. Además, afecta la desaceleración económica que transita la UE.

Si bien es pronto para anticipar la tendencia que seguirá el comercio bilateral, el informe desliza el impacto que puede generar para la economía local.

Riesgos y oportunidades

Este escenario podría afectar de forma directa a la Argentina, en principio por la menor demanda China que podría presionar a la baja el precio de las commodities.

Incluso, a lo largo de 2023 la caída en los precios de lácteos y carne ya comenzó a surtir efecto en las exportaciones locales.

Para dimensionar, en un escenario sin crisis, el Fondo Monetario Internacional (FMI) estimó un crecimiento chino desacelerándose en 2023-28 al 4% anual, con el precio de las commodities no energéticas cayendo anualmente 2,8% y 1% en 2023 y 2024, respectivamente.

Por otro lado, el efecto indirecto, puede afectar al otro socio comercial importante de la Argentina, Brasil. Con exportaciones de Brasil a China más vinculadas al desempeño de la actividad y la industria, como el hierro y el cobre -a diferencia de nuestro país, que exporta esencialmente alimentos-, las commodities metálicas que ya se estiman cayendo al 2,6% a/a en 2024 (aunque crecerían 3,5% a/a en 2023) podrían verse muy afectadas.

Como corolario, "la diversificación de los destinos de exportación -de bienes y servicios- será clave a futuro", recomiendan desde Ecolatina.

En ese sentido, el estudio privado apunta a estrategias para estrechar aún más los lazos con mercados asiáticos como India -el de mayor población mundial-, Vietnam, Tailandia y esfuerzos por una mayor penetración en el UE -con los recursos de Vaca Muerta, y destaca que estas acciones "deben trascender los signos políticos de los gobiernos de turno".

Fuente: Cronista